jueves , 20 septiembre 2018
Inicio » Noticias » Estatales » Baja California » En crisis el campo de BC

En crisis el campo de BC

AGENCIA REFORMA.

El campo del Valle de Mexicali enfrenta una de sus peores crisis.

Mexicali, B. C.-La situación económica de los agricultores los mantiene con carteras vencidas, tierras sin sembrar y embargos de maquinaria, mientras que autoridades federales reportan que, sólo en el sector del trigo, el adeudo con financieras asciende a alrededor de 600 millones de pesos.

La delegación en Baja California de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) registra una disminución en el número de productores en el Distrito de Riego del Río Colorado de 5.3 por ciento. De 8 mil 13 que había en 2015, se contabilizaron 7 mil 589 en el 2017.

Agricultores consultados en el Valle no coinciden con los números oficiales. Calculan que de 14 mil usuarios con derecho de riego, solo un 10 por ciento siembra en la actualidad.

De una superficie aproximada de 205 mil hectáreas en el Valle, en el ciclo 2017-2018 se sembraron 143 mil, de las cuales, alrededor de 90 por ciento están rentadas a consorcios y empresarios, según los campesinos.

Trabas de financieras

Francisco Porras Medrano, del Frente por la Defensa Campesina, afirma que los productores más afectados son los de bajos ingresos, por lo que pide un rescate financiero y apoyos de Sagarpa y de la Secretaría de Fomento Agropecuario del Estado (Sefoa).

“Hay malos precios de productos, mal subsidio, mala comercialización, los programas para el campo se acabaron y, por ende, resulta una agricultora incosteable”, señala.

“¿Qué pasó entonces? Rentamos la parcela, y en todo el país hay acaparadores de tierras, ahorita está rentado alrededor del 80, 90, por ciento de tierras en el Valle de Mexicali, eso ha creado una gran hacienda de explotación en Baja California”, acusa.

Las empresas financieras, dice, ponen muchas trabas para recuperar un seguro por la siembra y, ante la cartera vencida, están embargando la maquinaria de los productores.

“Las empresas que nos tienen agobiados en Baja California son Pavsa, Pamsa, Agrovisión, Proactiva, Gradesa y Dune, de origen estadounidense, entre otras”, señala.

Además, indica, pese a que el trigo es de buena calidad de exportación, los agricultores obtienen un precio bajo por el producto.

“(Las empresas que nos financian) venden el trigo al sur de Europa y norte de África, donde les pagan 600 o 700 dólares por tonelada, cuando a nosotros nos lo pagan a 220 dólares, unos 4 mil 500 pesos ahorita, encima, el Gobierno federal les paga los fletes hasta el lugar del destino donde va el grano”, critica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *