Inicio » Noticias » Estatales » Algunos ejidos siembran achiote

Algunos ejidos siembran achiote

LUSIO KAUIL. POR ESTO!

JOSE MARIA MORELOS, Quintana Roo. En algunos ejidos del municipio, el cultivo de achiote volvió a ser una actividad importante entre los productores rurales, porque ese producto también recuperó su precio en el mercado regional.

Hoy se pueden ver en ejidos como Cafetalito, Kancabchén y La Reforma, parcelas de achiote bien cuidadas, dado que los productores esperan obtener buena cosecha este año.

Un productor de La Reforma, dijo, que desde hace dos años el achiote volvió a tener buen precio y, por lo tanto, hizo ver, que a la gente ya le dio por volver a trabajarlo.

Comentó que hace algunos años se realizó un proyecto de mejoramiento del achiote en la Península de Yucatán y unos investigadores estuvieron recogiendo variedades de achiote en el municipio.

Manifestó que hasta donde sabe el mejor achiote que se encontró en la península es el que se ha trabajado en algunos ejidos del municipio, por el color fuerte y el tamaño de sus semillas.

El productor que se identificó como Rafael Kú, expreso que el achiote se compró esta vez a 45 pesos el kilo por los “coyotes”, aunque en Yucatán, hizo ver, se compró hasta en 50 pesos el kilo

En el municipio, hay que señalar que se pensó crear en el 2002, una industria para el procesamiento del achiote, ya que la superficie cultivada en el municipio, en esos años era bastante.

Sin embargo, al caer el precio del colorante a partir del 2005 mucha gente abandonó sus parcelas de achiote, porque no era costeable seguir trabajándolo.

Dijo que desde hace ya unos dos años la gente volvió a retomar el cultivo del achiote, por tanto, ahora en ejidos como Cafetalito, Kancabchén, y La Reforma tienen parcelas bien cuidadas de achiote.

Anteriormente ejidos como Bulkax, Kantemó, Dziuché, La Presumida, Tabasquito, Sacalaca entre otros poblados del municipio, trabajaron en años pasados superficies importantes de achiote para su comercialización en el mercado local.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *