Inicio » Carrusel » Campo Verde, oasis de la conservación

Campo Verde, oasis de la conservación

EDNA MARTÍNEZ. EL HERALDO DE CHIHUAHUA.

Por 80 años se ha trabajado en la zona que abarca 108 mil hectáreas.

CIUDAD MADERA, Chihuahua. Durante más de 80 años, personal de la Comisión Nacional de Áreas Protegidas ha preservado la región conocida como Campo Verde, una extensión de 108 mil 69 hectáreas, considerada el hogar del oso negro, entre los municipios de Madera, Nuevo Casas Grandes en Chihuahua y Nacori Chico, en Sonora. 

Alejandro Gómez Nisino, biólogo encargado de la oficina en Madera, habla sobre los trabajos de conservación y observación que se han desarrollado en esta región, durante las últimas ocho décadas, tratando de crear conciencia entre los habitantes sobre la importancia de valorar y disfrutar de manera responsable, la flora y fauna que albergan los bosques chihuahuenses.

Las nutrias fueron noticia a nivel mundial.

Las especies más representativas que habitan esta zona son el Ursus Americanus, oso negro, el guajolote o pavo salvaje, el puma, el águila real y la cotorra serrana, algunas de estas variedades en peligro de extinción, no por la cacería furtiva o indiscriminada que sí bien afecta, no lo hace tanto como la pérdida de la flora que alberga sus hogares.

El biólogo explica que su trabajo consiste, básicamente, en la observación de especies prioritarias para el área, siendo el oso negro el más importante, pero también la cotorra serrana, que ha venido decreciendo en número y superficie habitable, en los últimos años.

Sin embargo, hace unos días, un video de unas nutrias jugando en un estanque, se volvió noticia mundial, incluso para la National Geographic, pues la observación de estos animales ya no se había presentado y haberlos captado significa que el entorno presenta buenas condiciones, destacó Alejandro Gómez. 

Biólogo Alejandro Gómez Nisino, coordinador en Campo Verde.

Pero no sólo las nutrias han sido ampliamente difundidas en redes sociales y otras plataformas, hoy digitales, la red de cámaras trampa que tienen en toda la superficie de monitoreo, les han permitido captar imágenes inéditas, como las de una mamá oso que cuidaba a sus tres oseznos.

Alejandro comenta que esta especie llega a criar hasta dos cachorros, muchas veces su camada no logra sobrevivir a los peligros y falta de alimento, por lo que observar a una mamá con tres crías en excelente estado de salud y crecimiento fue también noticia mundial.

Otro de los videos logrados a través de Campo Verde, fue el de un gato montés, el animal había cazado una presa, un venado, que resguardo durante días, comiendo sólo lo necesario y montando guardia hasta que terminó su alimento, mostrando así el delicado equilibrio entre las especies. 

Su oficina está llena de imágenes que hablan de la biodiversidad y riqueza que existe en los campos y bosques de Chihuahua, su entusiasmo es visible cuando narra que no sólo los grandes habitantes de estas tierras son fundamentales para la humanidad, sino aquellas especies menores, incluso los insectos, que forman parte de un ecosistema, frágil y cada vez más en peligro. 

La devastación de los encanillas es uno de los principales factores para la reducción de la cotorra serrana.

Difundir su labor hoy se ha facilitado gracias a plataformas como redes sociales, pues de esta forma cada vez se acercan más, sobre todo a las nuevas generaciones, y es posible crear conciencia de la importancia que tiene preservar los recursos naturales y el derecho fundamental que tienen todas las especies de coexistir en armonía.

“Si estas especies están aquí, es por algo, como humanos tenemos que vivir sabiendo que somos parte de ello, sabiendo que no estamos por encima de nadie, que somos una parte de un todo. Podemos hacer un uso sostenible de los recursos, con la idea de que no somos los únicos como especie en este planeta, en la medida que entendamos eso, estos registros de osos, de nutrias, de cotorras, nos llenarán de orgullo y podremos hacer que cada vez sean más”, concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *