miércoles , 12 agosto 2020
Inicio » Noticias » Nacionales » El reto de Finagro es desarrollar un mercado financiero y construir nuevos instrumentos de apoyo al campo

El reto de Finagro es desarrollar un mercado financiero y construir nuevos instrumentos de apoyo al campo

BOLETÍN DE PRENSA CÁMARA DE DIPUTADOS. Con información de NOTILEGIS.

El reto de Finagro es desarrollar un mercado financiero y construir nuevos instrumentos de apoyo al campo.

El propósito es integrar el Fideicomiso de Riesgo Compartido (Firco) y el Fondo de Capitalización e Inversión del Sector Rural (Focir) en una institución de Banca de Desarrollo.

Se propone decretar la extinción de los fideicomisos públicos para integrar sus operaciones en Finagro.

Agro mexicano da empleo a más de 6.5 millones de personas en todo el país; 65% de los trabajadores reciben ingresos inferiores a dos salarios mínimos.

Se pronuncia Óscar González a favor de que la Banca de Desarrollo fortalezca al campo; nueva ley Finagro podría crear conflicto de intereses.

En el primer parlamento abierto para elaborar la iniciativa de la nueva Ley de Financiera Nacional Agropecuaria, el presidente de la Junta de Coordinación Política (Jucopo), diputado Mario Delgado Carrillo sostuvo que “el reto de Finagro es desarrollar el mercado financiero, construir nuevos instrumentos de apoyo para que no todo dependa de subsidios gubernamentales, sino vayamos a esquemas más amplios de coberturas, aseguramientos y financiamiento a tasas que le permita crecer al campo”.

El también coordinador del grupo parlamentario de Morena, comentó que hay una gama de productores medianos con un potencial muy grande; sin embargo, la falta de apoyos e instrumentos financieros no les permite crecer. “Si comparamos a nuestro país con otros, vemos mercados financieros muy desarrollados que apoyan el campo, y en México no es así, teniendo un potencial tan grande”.

En plataforma digital, refirió que en la discusión de los presupuestos 2019 y 2020 el financiamiento al campo ha sido de los puntos más complicados. Se necesita una institución que innove este rubro y apoyar a los productores de bajos recursos.

La presidenta de la Comisión de Hacienda y Crédito Publicó, Patricia Terrazas Baca (PAN), quien encabezó el parlamento abierto, explicó que la iniciativa tiene como propósito integrar a la Finagro al Fideicomiso de Riesgo Compartido (Firco) y al Fondo de Capitalización e Inversión del Sector Rural (Focir) en una institución de Banca de Desarrollo que tendrá por objeto la promoción y el financiamiento del sector agropecuario.

Señaló que tendrá tres unidades de negocio: financiamiento con capital en todas sus modalidades; financiamiento con crédito, y administración de riesgos y operaciones derivadas. Se propone decretar la extinción de los fideicomisos públicos a fin de integrar sus operaciones en la institución propuesta.

Reactivar la economía agropecuaria

El diputado Eraclio Rodríguez Gómez (Morena), presidente de la Comisión de Desarrollo y Conservación Rural, Agrícola y Autosuficiencia Alimentaria, dijo que con este ejercicio se tiene la oportunidad de construir un banco que permita reactivar la economía del sector agropecuario ayudando a resolver la carencia alimentaria de muchas familias mexicanas.

Apuntó que de 5 millones de unidades de producción que tiene el país, solo el 10 por ciento tenía acceso a los créditos y en la actualidad no se alcanza esa cifra. “Hoy se tiene la oportunidad de crear un instrumento que le dé acceso al crédito a todos los campesinos del país”.

México quiere unidad y altura de miras para caminar juntos

El diputado Juan Carlos Romero Hicks, coordinador parlamentario del PAN, destacó que esta iniciativa busca resarcir la deuda con el campo mexicano por la alta pobreza que enfrenta, el tejido social quebrantado y las muchas carencias que no se han sabido resolver en muchos años.

“Nuestro país ya no quiere descalificaciones, no quiere divisiones, lo que quiere es unidad y altura de miras para caminar juntos”, afirmó.

Una verdadera política de financiamiento, amplia y profunda

A nombre del PRI, el diputado Ismael Hernández Deras sostuvo que el campo requiere una verdadera política de financiamiento, amplia, profunda y generosa; se debe establecer claramente en la ley que nada quede a la voluntad de algún funcionario, porque miles de productores demandan apoyo ante los riesgos climatológicos y de mercado que los coloca en condiciones muy adversas.

La desatención a la producción agrícola en la nueva política tiene al agro en un “grave riesgo económico y social, no los podemos dejar solos”, porque de abril de 2018 al mismo mes de 2020 se ha dejado de sembrar en 67 mil hectáreas. Se debe reflexionar en cómo provocamos que el crédito estimule a que no se quede ninguna hectárea de riego o temporal sin producir alimentos. Convocó a que la nueva financiera otorgue crédito barato y flexible.

Es impostergable crear una banca de desarrollo con apoyos diferenciados

El diputado Reginaldo Sandoval Flores, coordinador parlamentario del PT, consideró necesario crear un marco legal que fortalezca al campo mexicano.

Es impostergable crear una banca de desarrollo para la agricultura, ganadería, pesca, actividad forestal y agroindustria, que permita apoyos diferenciados en función de las necesidades de heterogeneidad de los productores y que tenga mayor representación no sólo de los funcionarios de Hacienda, si no con la participación de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural y de los productores y de las asociaciones nacionales.

Destacó que el campo aporta el 3 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB) y da empleo a 6.5 millones de personas; es decir, el 12 por ciento del total de la población ocupada en el ámbito nacional y el 65 por ciento de todos ellos reciben ingresos inferiores a dos salarios mínimos.

Rescatar las experiencias y buenas prácticas contra la corrupción

El diputado Tonatiuh Bravo Padilla, coordinador del grupo parlamentario de MC, apuntó que si se quiere transformar la forma en que se financian las actividades del sector rural se debe escuchar a los productores. Con ese propósito, la Comisión convocó a discutir la iniciativa para crear la Financiera y rescatar las experiencias que puedan coadyuvar a recuperar lo que debe afianzarse y cambiar lo que debe cambiarse, porque en el financiamiento al campo hay casos de corrupción, las experiencias y buenas prácticas hay que rescatarlas.

Afirmó que las cifras del sector agrícola son preocupantes, porque se importa el 87 por ciento del arroz que se consume en el país; 12 por ciento de frijol, 37 por ciento de maíz, 62 por ciento de trigo y el treinta por ciento de leche, situación que impacta la soberanía alimentaria y coloca al país en una situación de vulnerabilidad.

Seis de cada diez de las y los mexicanos viven en el campo y tienen una desigualdad significativa en pobreza, con mayores carencias sociales, como salud, educación, acceso a seguridad social, alimentación y servicios básicos como vivienda, añadió.

Mecanismos que permitan un impulso real en las cadenas productivas

Por su parte, el diputado Jorge Arturo Arguelles Victorero, coordinador parlamentario de Encuentro Social, dijo que es necesario obtener las herramientas para la construcción de la nueva Ley de Financiera Nacional Agropecuaria. Reconoció que el deterioro económico y social que México ha padecido, es producto de un modelo que afectó mayormente al sector agropecuario.

Necesitamos, dijo, mecanismos que permitan un impulso real en las cadenas productivas, por eso la construcción del marco legal de la Financiera Nacional Agropecuaria, que se consolidará con cuatro entidades que son el Fideicomiso de Riesgo Compartido, el Fondo de Capitalización e Inversión del Sector Rural, la Financiera Nacional de Desarrollo Agropecuario, Rural, Forestal y Pesquero y Agroasemex.

La creación de la Finagro no está a discusión

La coordinadora del grupo parlamentario del PRD, Verónica Juárez Piña, comentó que con la publicación del Presupuesto de Egresos para 2020 se aprobó la ampliación por 2 mil 500 millones de pesos para la creación de la Finagro; sin embargo, la situación actual ha impedido la puesta en marcha de esta política crediticia.

Este ejercicio busca deliberar y poner de relieve la importancia de contar con un organismo financiero público especializado para el fomento de la producción agroalimentaria del país. Dijo que las exportaciones agropecuarias figuran entre los segmentos productivos con mejor desempeño con un crecimiento de 22.3 por ciento en el mes de marzo respecto a 2019. “Su creación no está a discusión”.

Esta nueva ley pretende resarcir la desigualdad y apoyar a todos los productores

Por la bancada de Morena, la diputada Alejandra Pani Barragán, secretaria de la instancia legislativa, apuntó que con esta nueva ley se pretende resarcir la desigualdad y apoyar a todos los productores, sobre todo a los pequeños para que accedan a los créditos, así como a los medianos y grandes en mejores condiciones financieras.

Destacó la importancia de que la iniciativa se consense con los diferentes grupos parlamentarios y los productores del agro.

Agro mexicano aporta 3% del PIB; impostergable crear banca de desarrollo para este sector: Reginaldo Sandoval

Uno de los sectores más abandonados del modelo neoliberal, sin duda, es el campo mexicano, situación absurda si se toma en cuenta que éste aporta el 3% del Producto Interno Bruto (PIB) y da empleo a más de 6.5 millones de personas; es decir, el 12% del total de la población ocupada a nivel nacional.

Lo anterior lo informó el coordinador del Grupo Parlamentario del PT, el diputado Reginaldo Sandoval Flores, durante su participación en el primer Parlamento Abierto para la elaboración de una iniciativa de la nueva Ley de Financiera Nacional Agropecuaria.

En un comunicado, urgió a resolver los grandes pendientes que demanda el agro mexicano, pues el rezago que viven es enorme. “Claro ejemplo es que el 65% de los trabajadores del campo reciben ingresos inferiores a dos salarios mínimos y el 77% se encuentra laborando en unidades económicas de no más de cinco trabajadores”.

Resaltó que la Encuesta Nacional Agropecuaria de 2017 señala que 110 millones de hectáreas se usan para producción agropecuaria, en su mayoría tienen condiciones adversas para su buen desarrollo.

Es de llamar la atención, dijo, que solo 48.5% de los productores tienen como propósito vender su producción, y de ellos apenas el 25% vende directo al consumidor, pues el 51% del comercio se hace mediante intermediarios.

Ante este panorama, el legislador por Michoacán manifestó que es impostergable crear una Banca de Desarrollo para la agricultura, la ganadería, la pesca, la actividad forestal, la agroindustria y todas aquellas relacionadas con el sector, pero con un marco legal que permita apoyos diferenciados en función de las necesidades de los productores.

Abundó que ésta debe tener en su conjunto directivo una mayor representación, no sólo de los funcionarios de Hacienda, sino de un mayor peso a la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, que permita la participación directa de los productores y las asociaciones nacionales que los representan.

“Hay mucho por hacer desde el Gobierno, porque del 9.9% que utiliza algún tipo de crédito, sólo el 15.7% es por medio de financiera rural, mientras que otro 11% lo hace a través de banca privada, pero hay un 25% que lo obtienen por parte de quienes le compran la producción y el 13% de quienes los proveen de insumos”, detalló.

Finalmente, Sandoval Flores sostuvo que es indispensable que el apoyo y rescate del campo mexicano debe ir más allá de la lógica anual del presupuesto y entrar en una estrategia de mediano y largo plazo con montos de financiamiento suficientes y una clara decisión política de apoyar este sector y eso será lo que la Cuarta Transformación hará.

En su oportunidad, el diputado Óscar González Yáñez (PT) externó su coincidencia con respecto a que entre la Banca de Desarrollo a fortalecer al campo mexicano. “Que el Banco del Bienestar pueda prestar recursos importantes, de manera directa, a los productores que cuenten con menos de 20 hectáreas, sin la necesidad de acudir a intermediarios financieros”.

Destacó que a pesar de ser buena la intención de unificar el Fideicomiso de Riesgo Compartido (Firco), el Fondo de Capitalización e Inversión del Sector Rural (Focir), la Financiera Nacional de Desarrollo Agropecuario, Rural, Forestal y Pesquero (Fnd) y la empresa estatal de seguros (Agroasemex) dentro de la Financiera Nacional Agropecuaria (Finagro), esta unión podría crear conflicto de intereses.

Dijo que la nueva ley Finagro no puede jugar el rol de ser la accionista mayoritaria, porque se corre el riesgo de que sus acciones se monopolicen, es por eso que es importante separar el financiamiento del fondo de desastres y en esa lógica se debe de trabajar.

Eventual banca de desarrollo para el campo debe ser transparente y con sentido social: PRI

Los diputados Ismael Hernández Deras y Pedro Pablo Treviño, así como la diputada Sara Rocha Medina, todos del PRI, afirmaron que la eventual banca de desarrollo para el campo deberá regirse por la transparencia y la rendición de cuentas, adoptar políticas públicas con sentido social para otorgar crédito barato y flexible.

“Producir alimentos en todas las hectáreas de riego o temporal requiere de crédito barato y flexible, por eso, hoy la discusión radica en qué políticas de financiamiento son las adecuadas para apoyar a los campesinos, ganaderos y pescadores y no, qué nombre va a llevar una institución del Gobierno”, señalaron en un comunicado.

Los legisladores priistas informaron de su participación virtual en el primer parlamento abierto para analizar la iniciativa para expedir la Ley de Financiera Nacional Agropecuaria (Finagro), propuesta por Morena.

El diputado Hernández Deras señaló que los riesgos climáticos y de mercado han puesto a los productores en condiciones adversas, a ello, se suma el impacto de los recortes al presupuesto del campo. “Llevamos arriba del 42% de ajuste en el presupuesto 2020 a la Secretaría de Agricultura”.

El integrante de la Comisión de Desarrollo y Conservación Rural, Agrícola y Autosuficiencia Alimentaria, informó que, al 18 de abril pasado, México registró 67 mil hectáreas menos que se dejaron de sembrar en el campo mexicano.

“Urge garantizar financiamiento para todos en esta etapa, pero, sobre todo, para los pequeños productores, los de temporal y las mujeres productoras rurales, que producen con mucho esfuerzo cada año”, dijo Hernández Deras.

Solicitó que este diálogo, al que se convocó a organizaciones de campesinos de productores rurales, termine con conclusiones concretas, incorporadas a la nueva ley, a la nueva institución de crédito, de lo contrario, todo será demagogia y desgaste a la herramienta del parlamento abierto.

El diputado Pablo Treviño, secretario de la Comisión de Hacienda y Crédito Público, cuestionó la iniciativa al señalar que centraliza recursos y decisiones en la Financiera Nacional Agropecuaria. “Siempre es oportuno evaluar el impacto de tener una sola ventanilla para una gran diversidad de productos financieros y programas de apoyo al campo; centralizar recursos ha demostrado ineficiencia porque afecta la dispersión”.

Sugirió que se asegure que la nueva institución impulse al sector primario a través de mejores instrumentos de financiamiento, de cobertura de riesgos y de apalancamiento de inversiones.

“Nosotros estamos del lado de los campesinos, ganaderos y pescadores mexicanos, que exigen acceso al financiamiento de bajo costo y que éste sea oportuno, que sea en tiempo”, puntualizó.

“Resultará un fracaso si esta nueva institución se convierte en gestora de apoyos a cambio de lealtades electorales o políticas”, advirtió.

La diputada Rocha Medina destacó la importancia de que la nueva banca de desarrollo no pierda el sentido social, para que ayude a los pequeños productores, a los productores menores con créditos blandos.

“No estaremos de acuerdo en que la iniciativa sólo maneje el crédito en segundo piso, porque, entonces, se va a perder el tema de sentido social por el cual fue creada y por el cual se quiere ayudar”, reclamó.

Priorizó el tema de las mujeres rurales. “Hoy este sector de la población no tiene derecho ni acceso a los créditos blandos, y no obstante esta injusticia, en el Presupuesto de Egresos de la Federación 2019 y 2020 se les destinó cero pesos”, de ahí la persistencia de la legisladora, para que toda ley aprobada cuente con recursos suficientes.

“Vamos por una ley que ayude al campo mexicano, a los productores y a las mujeres productoras, que entregue recursos, pero no para agonizar más lento, sino para sacarlos de la pobreza”, concluyó.

Urge Verónica Juárez a operar Financiera Agropecuaria para contribuir a superar la crisis

En virtud de la creciente importancia del sector agroalimentario y pesquero, la coordinadora del Grupo Parlamentario del PRD, Verónica Juárez Piña, urgió a delinear los mecanismos para la operatividad de la Financiera Nacional de Desarrollo Agropecuario, Rural, Forestal y Pesquero (FND), pues a 6 meses de la decisión de crearla, sigue sin existir.

Precisó que la decisión de crearla se incluyó en la publicación del Presupuesto de Egresos de la Federación para 2020 en el Diario Oficial de la Federación el 11 de diciembre de 2019, con una ampliación por 2 mil 500 millones de pesos con cargo al ramo de la Secretaría de Hacienda.

Al participar en la inauguración del Primer Parlamento Abierto para la Elaboración de una Iniciativa de la Nueva Ley de Financiera Nacional Agropecuaria, reconoció que la creación de este organismo y su integración a una política crediticia para el sector, fue obstaculizada por numerosos eventos.

Se cuentan entre éstos la pandemia del Covid-19, el confinamiento social y ahora los flagelos que causa a la economía nacional.

Sin embargo, señaló, estos eventos y sus consecuencias hacen aún más necesario este instrumento crediticio para contribuir a superar dichos problemas.

“En este contexto tiene lugar esta reunión, que busca deliberar y poner de relieve la importancia de contar con un organismo financiero público y especializado para el fomento de la producción alimentaria en todo el país”, puntualizó.

Aclaró que la importancia de este sector no está a discusión, pues así lo evidencian los datos disponibles.

De acuerdo con el Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (SIAP), al cierre de 2019 la producción nacional por segmento productivo, en términos de tonelaje, el Agrícola, sólo retrocedió 0.4%, equivalente a 842 mil toneladas, pero el Pecuario avanzó 622 mil y el Pesquero aumentó 66 mil, lo que representó avances de 2.9% y 3%, respectivamente.

Destacó que los anteriores datos corresponden a los 64 cultivos de seguimiento mensual que contribuyen con poco más del 90% del valor de la producción y el total de productos pecuarios y pesqueros.

Por su parte, las exportaciones agropecuarias figuran entre los segmentos productivos con mejor desempeño, al crecer 22.3% en marzo de 2020 respecto a marzo de 2019, y de 10.2% en el primer trimestre de 2020 respecto a su similar del año pasado.

“Conscientes de esta realidad, las y los diputadas del Grupo Parlamentario del PRD hacemos un llamado a delinear urgentemente los mecanismos para la operatividad de esta Financiera Agroalimentaria”, afirmó.

Dijo que el reto principal en este momento es el de crear y poner al servicio de los objetivos de desarrollo nacional, sostenible y sustentable, un instrumento coherente, dinámico y eficaz como éste.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *