Inicio » Carrusel » El T-MEC, una oportunidad de crecimiento para las exportaciones de carnes frías mexicanas

El T-MEC, una oportunidad de crecimiento para las exportaciones de carnes frías mexicanas

La categoría de carnes frías en México tiene una gran oportunidad de crecer la producción nacional y con miras de aumentar su exportación con la entrada en vigor del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), señalo este miércoles Carla Suárez, presidenta del Consejo Mexicano de la Carne.

“El TMEC permitirá que esta cadena regional que se ha conformado en los últimos 25 años se consolide y así poder aprovechar cada una de las ventajas de los regiones de los países para poder asegurar la competitividad. Reiteramos nuestro compromiso con la innovación, también hemos venido trabajando con la academia, firmamos unos acuerdos y convenios de colaboración para que  más jóvenes  aporten talento a la industria para asegurar un crecimiento sustentable y acorde a  las políticas del medio ambiente”, señaló Suárez en una viodeconferencia.

La industria elabora cada año más de 1 millón de toneladas de carnes frías con un valor de 41,500 mdp, lo que representa el 23% de la industria alimentaria y el 32% del PIB agropecuario, señala Comecarne.

“La salchichas y los jamones son las categorías más consumidas alcanzando alrededor del 90% del total de la producción de las carnes frías con un consumo per cápita de 8 kg anuales, de los cuales 4 kgs. son de salchichas y 4 kgs. de carnes frías. Lo relevante es que tenemos una oportunidad de crecimiento, ya que países como Italia y Alemania consumen hasta 29 kilos de carnes frías y en España 11 kgs. Tenemos oportunidad de seguir trabajando para alcanzar todos los segmentos de pirámides socioeconómicas”, dijo Suárez.

Sin embargo, el consumo salchichas incrementó el último año en México en 1.9%, en comparación con el 0.8% del resto de carnes frías, debido a su versatilidad, conveniencia y la presencia en todos los canales y ocasiones de consumo.

“Categorías con regionalidades marcadas como el chorizo en el norte y pacífico y la longaniza en el centro; así como el tocino son los que se mantienen el crecimiento constante del resto de las carnes frías, siendo la mortadela y el queso de puerco los que ven afectado su consumo pues aunque son muy tradicionales, se han mantenido solo en nichos de gustos en población de mayor edad”, apuntó la presidenta.

Fuente: Comecarne

La generación de empleos para este sector es de más de 80,000 personas dedicados al sector cárnicos, de cual el 48% empleadas en la industria de carnes frías; y existen cerca de 47 centros de trabajo en la industria formal, además de los empleos que se generan en centros de trabajo a la producción de insumos y los que están en los puntos de venta.

El Consejo Mexicano de la Carne, cuenta con 96 afiliados, dentro de los cuales 47 son socios y 49 son asociados.

Los socios y asociados representan el 90% de las carnes procesadas; el 85% de los cárnicos enlatados o en pouch; el 70% de los productos listos para consumirse elaborados con cárnicos y el 50% de la carne fresca en cortes que se venden en México.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *