Director General: Eduardo Goycoolea Nocetti. Subdirectora: Julieta E. Rocha Hernández.
martes , 18 enero 2022
Inicio » Noticias » Estatales » En riesgo 400 hectáreas de chile poblano por falta de lluvias
FOTO: Ascención Benítez. El Sol de Puebla.

En riesgo 400 hectáreas de chile poblano por falta de lluvias

Compartir es bueno:

ASCENCIÓN BENÍTEZ. EL SOL DE PUEBLA.

De resultar afectadas repercutiría en el precio del mercado y la economía de 300 agricultores de San Rafael Tlanalapan.

TLANALAPAN, Puebla. Productores de chile poblano de la comunidad de San Rafael Tlanalapan esperan que el fenómeno natural de la Canícula que se registra a finales del mes de julio y principios de agosto no afecte el cultivo del chile criollo, porque estaría repercutiendo en el precio del mercado y en la economía de los 300 agricultores.

Sixto Palomares Vargas, presidente de la Unión de Protutores del Chile Poblano de Tlanalapan, destacó que cada año en dicha localidad se logran cosechar 400 hectáreas de chile poblano criollo, que producen alrededor de 500 toneladas, donde el 40 por ciento en picante verde se comercializan en los mercados locales de la región Texmelucan-Huejotzingo, de la Ciudad de Puebla y México, casa por casa, mientras que las 60 por ciento restante, los productores lo deshidratan para venderlo en seco.

En la región de Texmelucan, el chile poblano se cosecha en los municipios de San Matías Tlalancaleca, San Salvador El Verde, San Felipe Teotlalcingo, San Lorenzo Chiautzingo, así como en las 11 comunidades del municipio de Texmelucan, pero por el tipo de tierra que hay en la comunidad de Tlanalapan el sabor del picante es único en sabor, que permite a las amas de casa realizar una gama de platillos, principalmente los tradicionales chiles en nogada y el mole poblano.

Sin embargo, el productor del picante criollo, manifestó que cada año a finales del mes de julio se presente el fenómeno de la canícula, que consiste en los 40 días más calurosos del año, donde la temperatura llega a estar entre 40 y 45 grados, lo que provoca que varias plantitas del picante se empiecen a secar, que origina la preocupación de los campesinos de Tlanalapan, derivado a que se podía perder la cosecha si este fenómeno se intensifica o se alarga en su tiempo estimado.

La canícula ocurre a la mitad del verano en México, que se identifica como la disminución de precipitaciones pluviales y las alturas temperaturas entre 35 a 40 grados centígrados, que genera una sequía que dura alrededor de 40 días, que inicia aproximadamente el 15 de julio y termina 20 de agosto, sin embargo en algunos estados el tiempo puede ser menor y en otros se extiende, situación que preocupa a quienes cosechan la tierra, como es el caso de los productores del chile poblano criollo, de Tlanalapan.

 

Compartir es bueno:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *