miércoles , 12 agosto 2020
Inicio » Noticias » Nacionales » Explotan la leña sin ningún control

Explotan la leña sin ningún control

EVLYN CERVANTES. REFORMA…

1803434Cd. de México (28 diciembre 2014).- En México la explotación de leña se da sin control.

Las autoridades carecen de información estadística sobre el origen de la leña que se utiliza como combustible, principalmente en zonas rurales para autoconsumo, y sobre el impacto que este consumo tiene en la deforestación de los bosques mexicanos, advirtieron especialistas.

El Programa Nacional Forestal 2014-2018 reconoce que la leña representa la principal fuente de energía en las áreas rurales, en donde se utiliza como combustible.

Cada año, estima, se consumen en el País 18 millones de toneladas de materia seca de los bosques.

De acuerdo con el Censo 2010 del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en el 14.5 por ciento de las viviendas del País se consume leña, y en localidades de menos de 2 mil 500 habitantes este porcentaje se triplica.

El Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval), estima que en el 82 por ciento de las localidades cubiertas por la Cruzada contra el Hambre se recolecta leña para uso doméstico.

Para Rane Cortez, coordinadora del Programa M-REDD+ de la la organización civil The Nature Conservancy, no existe, sin embargo, información sobre el impacto ambiental de la extracción de la leña.

“No se ha hecho un estudio comprensivo de cuál es el impacto en los bosques del consumo de la leña. Lo que necesitamos es saber de dónde están sacando la leña las comunidades, si están talando un árbol para tener leña de madera viva o están aprovechando ramas ya caídas o árboles caídos porque el impacto va a ser bastante diferente en el bosque dependiendo del origen de la leña”, indicó en entrevista.

Raúl Benet, gerente de la División Clima de Rainforest Alliance, señaló que el problema no es aprovechar la leña sino hacerlo sin un plan de manejo.

“Es un producto que debe ser contemplado dentro de los planes de manejo porque debe ser manejado de tal manera que tengas un inventario, tienes que tener ciclos de cortar, cómo lo vas a cortar, se tendría que saber”, remarcó.

El estudio Escenarios de Mitigación de Gases de Efecto Invernadero, Carbono Negro y otros Forzadores Climáticos de Vida Corta, Mediante el Uso de Biocombustibles Sólidos, coordinado por el Instituto Nacional de Ecología y Cambio Climático (INECC), estima que en 2012 el consumo de leña en México ascendió a 25 millones de toneladas, casi cinco veces el volumen de madera destinado a aserrío y producción celulosa.

La mayor participación en ese consumo le corresponde al sector residencial, con el 76 por ciento.

El uso de leña se concentra principalmente en las entidades del centro del País, la Península de Yucatán, Chiapas y el noroeste.

En 317 municipios, la mayoría de Oaxaca, el Estado de México, Puebla y Veracruz, el consumo de leña es mayor que el crecimiento de los bosques locales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *