Inicio » Noticias » México-EUA » La oferta de cebolla parece buena por ahora

La oferta de cebolla parece buena por ahora

FRESH PLAZA.

“El año pasado hubo una cosecha excelente de cebollas, pero este año probablemente sea bastante parecido al promedio, quizás haya un poco menos oferta”, dice Jared Gutiérrez, de Columbia Basin Onion LLC., un productor/transportista de Hermiston, Oregón.

Agrega que muchas zonas de los EE. UU. tuvieron problemas meteorológicos, desde lluvia hasta frío, y un largo invierno, que afectaron a la cosecha inicial. “En el noroeste, por ejemplo, el frío duró hasta la temporada de siembra y todo el mundo se retrasó”, comenta Gutiérrez. “Tuvimos un verano decente, pero no tuvimos suficientes unidades térmicas para terminar correctamente”. Eso ha llevado a que algunas cebollas hayan tenido problemas en la piel.

“Encogimiento” de la cebolla

Esos problemas meteorológicos también pueden influir en el encogimiento de la cebolla durante el almacenamiento. “El frío que golpeó el Noroeste es lo que ha provocado el encogimiento, pues acorta considerablemente la vida útil de una cebolla. Se dice que el encogimiento es más alto y que cada vez es más difícil clasificar un buen producto terminado”, expresa Gutiérrez. “Y eso supone menos oferta disponible”.

También agrega que la cosecha de cebolla amarilla probablemente se vio más afectada, ya que es la última variedad en cosecharse. “Algunas de las blancas estaban bien, pero otras estaban duras porque no pudieron terminar debido al retraso en la plantación que coincidió con la cosecha”, continúa Gutiérrez.

Lo anterior también afectará al mercado, aunque en Norteamérica es el comienzo de la temporada de cebolla mexicana. “Lo que nos afectará pronto es el mercado de cebolla blanca de México. Esa es su ventana normal, principios de febrero”, agrega Gutiérrez. “Hemos escuchado que gran parte de la oferta se quedará allí, pero habrá una parte que se enviará”.

Incertidumbre sobre la oferta de México

Sin embargo, hay incertidumbre sobre la oferta de México, dado lo que sucedió el año pasado. “El año pasado vimos algo que no habíamos visto en mucho tiempo: el mercado mexicano fue mejor que el mercado estadounidense”, expresa Michael Davis, de Tex-Mex Sales LLC, en Weslaco, Texas. “Gran parte del producto de México se quedó en México. La forma en que México obtiene cebollas en otoño e invierno, cuando escasean en el país, es comprando en el noroeste en noviembre, diciembre y enero. Con el mercado a 7-9 $ FOB para las cebollas amarillas medianas o jumbo en el noroeste, las cebollas de Tampico (México) que normalmente se exportan a los EE. UU. son una alternativa más barata si hay escasez de cebollas en México en primavera. Por lo tanto, si no hay suficiente oferta, comprarán muchas cebollas para exportar a los Estados Unidos”.

Y luego está el comienzo de la temporada de Texas. “Comenzaremos con una oferta ligera en marzo y después, en abril, comenzaremos en Texas y tendremos productos regularmente hasta mediados de mayo”, comenta Davis. “La cosecha de Texas parece muy buena en este momento. Hemos tenido buen tiempo, ha hecho mucho calor, así que creo que la cosecha de cebolla llegará antes de lo previsto”.

Al mismo tiempo, es probable que la demanda también aumente después de un enero lento. “La demanda de cebolla es lenta, pero eso es normal”, aclara Davis. “En el negocio de la cebolla, especialmente después de las Navidades, cuando hay poca oferta disponible, la gente comienza a tener más cebollas y la demanda y los precios son buenos, por lo que la gente se pone al día y la demanda se desacelera, lo cual es normal a finales de enero”.

El precio se considera bueno. “El año pasado fue un poco más alto, pero el año pasado fue un buen año porque otras zonas tuvieron problemas”, explica Gutiérrez. “Los precios fueron bajos durante todo el otoño y hasta el invierno. Pero han dado un salto este año, y con la reducción de la oferta, han cogido fuerza”.

El precio en Washington, según Davis, es de 8 $ para las jumbo y 9 $ en Idaho para las jumbo amarillas; las amarillas medianas están a 7-8 $; las colossal y super a  9-10 $; las blancas cuestan 12-14 $ en Washington y 14-16 $ en Idaho; las rojas 5-6 $ en Washington y un poco más en Idaho. “La estructura de precios para el Noroeste es buena en este momento y esta es la época del año en la que podemos ver si la estructura puede mantenerse”, concluye Davis. “Si se ‘encogen’ mucho, se mantendrán esos precios. Hay que esperar y ver lo que pasa”.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *