sábado , 19 septiembre 2020
Inicio » Noticias » Estatales » Chiapas » La roya del café, una devastación anunciada

La roya del café, una devastación anunciada

MARIANA MORALES. EL HERALDO DE CHIAPAS…

Habrá que recabar y analizar muchos datos para entender la complejidad de la enfermedad de la roya, en el contexto de los cambios globales de clima, el mercado y las plagas que cada vez amenazan con más frecuencia la sustentabilidad de la cafeticultura, plantearon investigadores del Colegio de la Frontera Sur (Ecosur).

En la más reciente publicación EcoFronteras, los investigadores Barreras, Huerta, Herrera y Gómez detallan cómo la roya entró a México.

“En 1970 la roya expandió sus horizontes hasta América y llegar a Brasil, en menos de dos décadas invadió a cuanto país cafetalero encontró, entrando a México por Tapachula en 1981”.

Luego de este problema que afectó las siembras de café de Chiapas, los técnicos recomendaron a los campesinos afectados reemplazar los cafetos muertos y viejos, rejuvenecerlos con podas y nutrirlos con abonos, podar árboles de sombra, y dejaron un poco de fungicida químico.

Mientras tanto, el campesino se preguntaba de dónde sacar dinero para hacer las actividades que recomiendan los técnicos; además de la preocupación por la contaminación que podrían causar estos productos químicos.

Los investigadores narran que en enero de este año, la epidemia de roya abarcó cafetales desde Colombia hasta México, donde se presentó una incidencia promedio del 54 por ciento, pérdidas de rendimiento y calidad del café hasta del 30 por ciento.

En Centroamérica la roya causó 20 por ciento de pérdidas en la producción, 500 millones de dólares menos en exportaciones y desempleo de medio millón de personas, y se estiman pérdidas aún más graves para el ciclo 2013-2014.

De acuerdo al texto “La roya del café, crónica de una devastación anunciada”, los investigadores informan que uno de los primeros reportes del brote atípico de roya en México llegó en septiembre del 2012 procedente de la finca Hamburgo en el Soconusco.

Para finales de año, surgió en Motozintla, al otro lado de la Sierra Madre de Chiapas, y a principios de 2013 se reportaron más de 10 mil hectáreas afectadas en Veracruz.

El “Programa emergente de control contra la roya” del gobierno federal, aplicado en 22 municipios del Soconusco y Sierra de Chiapas en diciembre 2012, reportó 74 por ciento de incidencia, 30 por ciento de severidad y 36 por ciento de defoliación de cafetos.

Recordaron que la roya se presenta en cafetales sembrados debajo de 800 metros sobre el nivel del mar. Y como algo nunca visto, la roya se presentó en localidades de hasta mil 600 (Siltepec) y mil 700 (Talquilán) metros sobre el nivel del mar, despertando una alerta sobre el calentamiento climático de la región.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *