Inicio » Noticias » Estatales » Campeche » Las leyes se han quedado un poco atrás

Las leyes se han quedado un poco atrás

Texto y foto: Teresa Cosgaya Chan. laisureste

La región campechana es rica en hábitat natural, y posee una flora y fauna única en todo el país, situación que pone al Estado como blanco fácil para la depredación de especies de todo tipo.

La Secretaría de Medio Ambiente y Aprovechamiento Sustentable (Smaas), en Campeche, detalló que los principales delitos que se dan en la región, en cuestión ambiental, son la tala de árboles de maderas preciosas, la comercialización de especies exóticas y las relacionadas con el sector pesquero.

Evelia Rivera Arriaga, titular del Smaas, explicó que los delitos que dañan al medio ambiente, se dan normalmente por temporadas.

“En específico los delitos que más nos reportan dependen de la época del año, por ejemplo en temporada de seca se da mucho la tala clandestina. Otro delito al sur del Estado es el de la venta de especies exóticas, es decir aves, primates, serpientes, reptiles; y lo más triste es que la oferta y la demandan es increíble”, apuntó la funcionaria.

Este delito de comercialización de “animalitos”, dijo se da mayormente en verano, pues es temporada de anidación y reproducción.

Lamentablemente Campeche se ha quedado atrasado en cuestión de leyes ambientales, pues hace falta que se mejore el marco legal de la región, “pues hay leyes que ya se quedaron atrás con respecto a las reformas que son a nivel nacional e internacional, tales como la de cambio climático, la propia ley forestal y la de los animales”, dijo.

Rivera Arriaga, mencionó que los delitos federales si tienen pena de cárcel, como lo son el capturar a un tigre, un oso o algún animal en peligro de extinción.

Sin embargo aquí en Campeche apenas alcanzan una multa administrativa, pues es muy difícil comprobar un acto que atente contra el medio ambiente. Los castigos monetarios, como ejemplo dañar un árbol “alfa”, es decir un semillero alcanza hasta una multa de medio millón de pesos; al igual que dañar una especie alcanza hasta los 10 años de cárcel.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *