Inicio » Noticias » Ciencia » México, sin independencia alimentaria desde principios de los 80

México, sin independencia alimentaria desde principios de los 80

EL COMENTARIO.

México, dijo José Guillermo Cebada Reyes, investigador de la Universidad del Valle de Puebla, “tiene un severo problema alimentario: estamos importando comida. Tuvimos casi 40 años de independencia alimentaria y desde principios de los 80 y lo que llevamos del año 2 mil, hemos tenido una dependencia alimentaria. Eso no es bueno, porque si a un país se le da la gana y cierra la llave del granero, básicamente mata de hambre a millones de mexicanos”.

Lo anterior lo dijo en una videoconferencia organizada la Facultad de Ciencias Biológicas y Agropecuarias (FCBA) de la Universidad de Colima, en la que además aseguró que dicho problema se agudiza por la falta de automatización en el campo.

Citó a la revista Forbes, que en 2017 aseguró que en México existe una falta de uso de la biotecnología y un uso frenético de fertilizantes químicos, que existe una industria débil, que falta una mejor relación entre ciencia y empresa y que no se le ha permitido al productor comercializar sus productos. “Todo esto dificulta tener una buena agricultura; sin embargo, una vez superados estos retos tendríamos en México una agricultura fuerte”, indicó.

Tituló su conferencia “Automatización de la Agricultura en Tiempos de Covid-19”, y lo largo de su exposición habló de la importancia de la automatización agrícola, algo que nuestro país ha comenzado a intentar en los últimos años para incrementar su producción. Sin embargo, dijo, en naciones desarrolladas como Holanda, ese tipo de trabajos vienen desarrollándose desde 1998 y otros como Japón, pioneros en la robótica, han trabajado desde 1988.

Es importante, añadió, que se mire el trabajo hecho en las universidades que ya llevan años desarrollando este tipo de procesos, como la Universidad de Wageningen, en Holanda; la Universidad Agrícola de Tokio y la Nebraska University. “Esos países desarrollados y esas tecnificaciones están desde el siglo pasado y apenas en México están empezando a ver cómo entrar en ese mundo”, comentó.

En lo que respecta al Covid-19, señaló que de acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), esa pandemia puede ser una gran oportunidad para innovar. La pandemia está afectando los sistemas alimentarios mundiales, perturbando las cadenas de valor agrícolas, afectando los sectores de la pesca y la acuicultura y además ha creado una mayor conciencia sobre la seguridad alimentaria, por lo que una solución serían las innovaciones tecnológicas y automatización de la agricultura.

Finalmente, propuso hacer a un lado a los prejuicios y aprender a trabajar juntos los agrónomos con los mecatrónicos: “Debemos integrar grupos de trabajo multidisciplinario para ser un ejemplo en la comunidad y lograr un desarrollo tecnológico, primero en las unidades académicas y posteriormente en los sectores agrícolas”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *