Inicio » Noticias » Estatales » Hidalgo » Reciclan agua negra para producir peces

Reciclan agua negra para producir peces

VERÓNICA JIMÉNEZ. REFORMA. IXMIQUILPAN, Hidalgo. Indígenas del Valle del Mezquital encontraron en la biotecnología una forma de purificar las aguas residuales, y aprovecharlas para criar peces y sembrar plantas de ornato.

Con ayuda de biólogos de la UNAM y de la Universidad de Florida, pobladores de la comunidad de Julián Villagrán, de este municipio hidalguense, lograron limpiar las aguas negras a través de humedales.

Así, ocho familias constituyeron la Coralilla, una sociedad cooperativa pesquera, ubicada en el predio conocido como Ex Hacienda de Ocotza.

El proyecto consiste en crear pantanos artificiales con los que se logra la absorción de metales pesados, materia fecal, jabón, pesticidas, grasas y fertilizantes de las descargas de aguas residuales que vierten al canal que forma parte del distrito de riego más grande de Latinoamérica.

A una velocidad de un litro por segundo, el agua pasa por un sedimentador, donde se retiene la basura y el lodo. Posteriormente, pasa por tres niveles de purificación.

Una vez terminado el proceso, el agua queda libre de contaminantes y sustancias tóxicas hasta en un 98 por ciento.

Noé Ramírez Mendoza, secretario administrativo de la Coralilla, explicó que la empresa nació hace 12 años, cuando decidieron utilizar las aguas negras que corren por un canal que pasa cerca de su casa.

En un principio, comentó, sembraron plantas y hortalizas, pero desde hace 6 años comenzaron a criar mojarras, tilapias y carpas para consumo humano.

Debido al éxito obtenido, señaló, ahora experimentan con langostinos y, próximamente, lo harán con camarón blanco.

En la Coralilla, se producen cada mes 3 mil alcatraces y cactus que se comercializa en tianguis de la región.

En tanto, la producción de pescado es de 100 kilos semanales, de los cuales 80 por ciento se expende en el restaurante de la cooperativa, y el resto es comercializado en el mercado local.

“Cada mes, biólogos de la UNAM realizan monitoreos del agua.

“Además, la cooperativa tiene su propio equipo para detectar los parámetros fisicoquímicos del líquido, lo que nos ayuda a garantizar la reproducción de los peces”, señaló Ramírez Mendoza.

En medio de Ixmiquilpan, donde las temperaturas alcanzan hasta los 45 grados centígrados, y cuya actividad principal es el cultivo de maíz, se levantan las instalaciones tipo invernadero que cubren los estanques para la reproducción de peces.

“Es un proyecto que dio resultado y ya estamos listos para replicarlo en otras partes del País, porque ya vimos que es viable y deja un beneficio económico a las comunidades”, aseguró Noé Ramírez.

El ingeniero agrónomo señaló que aunque hubo algunos proyectos similares al de la Coralilla, no han funcionado, pese a las grandes inversiones.

Mencionó como ejemplo uno en Texcoco, en el Estado de México, donde la unidad de producción está fuera de servicio.

FILTRO

Con ayuda de biólogos de la UNAM y de la Universidad de Florida, indígenas hidalguenses limpian las aguas negras.

Conexión del drenaje

Sedimentador

Humedales de lodo

Humedales de tratamiento

Laguna de maduración

Humedal de pulimiento

Sedimentador

Estanque para peces

Cultivos

Salida a lago

Una vez terminado el proceso, el agua queda libre de contaminantes y sustancias tóxicas hasta en 98 por ciento.

A una velocidad de un litro por segundo, el agua pasa por un sedimentador, en el que se retienen la basura y el lodo. Posteriormente, las descargas pasan por tres niveles de purificación.

El agua se oxigena con las raíces de las plantas que se encuentran en los humedales y se purifica. Con los humedales se logra la absorción de metales pesados, materia fecal, jabón, pesticidas, grasas y fertilizantes.

Una vez purificada el agua, los indígenas la ocupan para criar mojarras y tilapias.

En un principio, la Coralilla sembró hortalizas. Ahora, esos vegetales oxigenan el agua.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *