Inicio » Noticias » Estatales » Baja California » Se desploma captura de camarón en hábitat de vaquita marina; ilegales son los únicos que ganan

Se desploma captura de camarón en hábitat de vaquita marina; ilegales son los únicos que ganan

ERNESTO MÉNDEZ. EXCÉLSIOR.

Según los avisos de arribo de la Conapesca, los pescadores organizados de San Felipe, capturaron en la temporada 2019-2020, sólo 196 toneladas de camarón, apenas el 34.83 por ciento del promedio acostumbrado.

CIUDAD DE MÉXICO.- En la última temporada de camarón en el hábitat de la vaquita marina, las capturas cayeron alrededor de 65 por ciento, lo que impacta severamente en la economía de las comunidades pesqueras.

Lo anterior se vuelve más crítico porque el mercado de Estados Unidos, está cerrado por el embargo vigente desde agosto de 2018, debido a las nulas acciones del Gobierno de México para proteger al mamífero marino en mayor peligro del mundo y evitar el tráfico ilegal de pez Totoaba.

Según los avisos de arribo de la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca), los pescadores organizados de San Felipe, Baja California capturaron en la temporada 2019-2020, sólo 196 toneladas de camarón, apenas el 34.83 por ciento del promedio acostumbrado entre 2009 y 2015, que era de 563 toneladas.

Los documentos obtenidos a través de la Plataforma Nacional de Transparencia, establecen que 12 cooperativas consiguieron esta incipiente producción en 209 viajes de panga (embarcaciones menores), en 299 días de trabajo totales y el respaldo de 156 permisos.

Las cooperativas que más capturas de camarón reportaron fueron: Sociedad de Pescadores Ribereños Punta Estrella (50 por ciento), Pesquera Bajamar (22 por ciento) y El Desierto de Matomi (14 por ciento).

EFECTO BUMERANG

Uno de los dilemas que existen en la pesca organizada de camarón en el Alto Golfo de California, es que aunque los permisos son para el uso del llamado “Chango Ecológico” (Prototipo RS-INP-MEX), que no daña a la vaquita marina, en los hechos se siguen utilizando redes de enmalle o agalleras, porque son más efectivas.

Esta situación la pasa por alto Conapesca, que hace como que no ve, porque prácticamente ya renunció a sus facultades de inspección y vigilancia, en espera de que la Secretaría de Marina (Semar), asuma estas responsabilidades.

Lamentablemente esta “simulación” podría tener un “efecto bumerang” para las cooperativas, ya que en cualquier momento, el Gobierno de México, puede demostrar con los avisos de arribo, en los que supuestamente se utilizó el “Chango Ecológico”, que las redes sustentables que propone para la región son efectivas, y prueba de ello, son las capturas registradas oficialmente para la temporada 2019-2020.

CAMARÓN TODO EL AÑO

Otro grave problema que enfrentan los pescadores organizados es que todo el año los ilegales sacan camarón del Alto Golfo de California, y no lo dejan crecer y reproducirse durante la veda que termina en septiembre.

Justo este viernes apareció en una página de Facebook de la comunidad de San Felipe, un anuncio que ofrece “camarón fresco con cabeza, recién llegado a 200 pesos el kilogramo”.

Las ofertas de este tipo son muy comunes en redes sociales, lo que impacta a los integrantes de las cooperativas, a quienes cada vez les cuesta más trabajo regresar con buenas capturas al comenzar la temporada.

A esta situación se suma que el combustible ahora es más caro para ellos, debido a que el gobierno federal dejó de subsidiarlo, y que desde diciembre de 2018 ya no reciben el pago mensual de compensaciones por las afectaciones a sus actividades como resultado de las acciones de protección a la vaquita marina.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *